Recomendaciones al trabajar con personas con TOC en una oficina

Abril 15, 2022

Ocasionalmente, algunas personas pueden experimentar problemas de salud mental. Estas preocupaciones se denominan trastornos de salud mental cuando interfieren con la capacidad de una persona para funcionar "normalmente". Los trastornos de salud mental afectan el estado de ánimo, el pensamiento y el comportamiento. Los problemas de salud mental afectan en gran medida la calidad de vida de la persona que padece la enfermedad, así como de las personas que la rodean. Algunos trastornos de salud mental incluyen trastornos de la alimentación, trastornos de ansiedad, comportamiento adictivo, depresión, etc. Hoy nos centramos en el TOC y en las consideraciones que deben hacerse para acomodar a las personas que padecen esta enfermedad en nuestros lugares de trabajo.

Empecemos.

La importancia de generar conciencia sobre el TOC en el trabajo

El TOC es un trastorno de salud mental cuyos pacientes experimentan pensamientos excesivos que se manifiestan como un comportamiento repetitivo; de ahí el nombre de trastorno obsesivo-compulsivo. No debe confundirse con el trastorno obsesivo-compulsivo de la personalidad, que se caracteriza por un perfeccionismo, orden y pulcritud extremos.

El TOC se encuentra entre las 20 causas más comunes de discapacidad y exclusión en todo el mundo. Según la OMS, afecta a personas de 15 a 44 años.

Los síntomas del TOC pueden ser tremendamente desafiantes para una persona que intenta llevar una vida normal. Los más comunes incluyen obsesionarse con cosas sin sentido o estar atrapado en rituales que parecen no tener sentido para el resto del mundo. Las personas que padecen TOC también están plagadas de miedo excesivo, dudas irracionales, agresión hacia sí mismos y pensamientos no deseados.

Muchas personas que padecen TOC pueden tener que lidiar con compañeros de trabajo que creen que sus síntomas son formas de buscar atención, signos de desorganización o incluso retrasos. Pero, ¿significa que no puedes disfrutar de una carrera satisfactoria y de éxito si presentas TOC?

Bueno, eso está relacionado con lo conscientes que las empresas y su personal están en cuanto a los problemas de salud mental. La falta de comprensión del TOC puede causar una insensibilidad en la gerencia hacia las necesidades de sus empleados. Esto dificulta que los empleados que padecen TOC soliciten la ayuda y el apoyo que necesitan para sobresalir en su trabajo.

Con los números altos y aún más casos no diagnosticados, es hora de que juguemos un papel en crear conciencia. De esa manera, los trabajadores competentes pero afectados no pierden la oportunidad de alcanzar la excelencia profesional.

¿Cómo puede una simple elección en el mobiliario ayudar a empleados con TOC?

Los marcos y prácticas que crean un lugar de trabajo complaciente para los tipos de personalidad TOC son más sencillos de lo que piensas. Comienza con la comprensión de los signos de un brote de TOC o peculiaridades de personalidad en la víctima. A continuación se encuentran algunos de los catalizadores más comunes de los brotes de TOC y algunas soluciones prácticas:

 

Una compulsión por comprobar lo mismo una y otra vez

La superstición de las palomas (la creencia de que no hacer o repetir algo tiene consecuencias nefastas) es uno de los signos más comunes de una persona que presenta TOC. Algunas personas con TOC tienen la compulsión de repasar una tarea repetidamente hasta que encaje en su idea de "lo que es correcto".

La mejor manera de evitar o mitigar dicho comportamiento compulsivo es la programación detallada de tareas. No tienes que preocuparte por los plazos críticos si tienes mucho tiempo para luchar con tu comportamiento compulsivo.

Trabajar en proyectos en colaboración también puede ayudar. El supervisor puede evaluar el progreso y animar al empleado a dar al siguiente paso en vez de sentirse abrumado por las dudas y encerrarse en la misma tarea.

Y aunque no siempre sea factible, podría ser más práctico asignar a esas personas proyectos con fines definitivos u objetivos concretos en lugar de entregas continuas o abstractas. Esto permite que un supervisor cierre el proyecto una vez que se cumplen los objetivos, negando al empleado la oportunidad de obsesionarse con ciertos elementos.

Polarizar colores, decoración y escritorios desorganizados

Las personas que padecen TOC exigen orden y simetría. Esto es parte de lo que la gente llama casualmente ser un fanático del orden. Por inofensivo que suene, para las personas con TOC, la falta de orden o simetría puede desencadenar ansiedad y estrés extremos o incluso depresión en algunos casos. Si una persona con TOC tiene que sentarse en la misma habitación con cosas que no funcionan, su naturaleza obsesivo-compulsiva la disuade de hacer mucho trabajo.

Acomodar a las personas con TOC significa hacer que la decoración del lugar de trabajo sea minimalista y, preferiblemente, con esquemas de colores monótonos. Asegúrate de que haya variaciones mínimas para que las personas con TOC no se obsesionen. Adopta el mismo estilo de muebles, evita los diseños vanguardistas como recubrimientos de mármol, elige estilos clásicos como las mesas rectangulares (es decir, uniformes) y evita las obras de arte abstractas.

Lo más importante es implementar una política de escritorio limpio. Esto se refiere a un espacio de trabajo libre de archivos desordenados, papelería desorganizada y todo tipo de novedades en el escritorio o espacio de trabajo de una persona. Un escritorio con un almacenamiento adecuado ayuda a mantener la zona de trabajo limpia y ordenada. Puedes reforzar esto con un organizador de escritorio o un estante de almacenamiento. Con eso, los trabajadores que sufren de TOC no tienen que mirar los sistemas polarizados de organización de archivos y escritorios en sus escritorios o en los espacios de trabajo de sus compañeros.

Incapacidad de romper rutina

Las personas con TOC confían en la rutina para controlar sus compulsiones. Estas personas alcanzan fácilmente un enfoque láser que puede ser difícil de romper, lo que resulta en horas de inactividad física. Si todo eso se hace mientras se está sentado, puede provocar problemas de espalda, entre otros dolores y molestias relacionados.

Una forma de evitar tal situación es agrupar a las personas con TOC con otras personas durante proyectos especiales. Tal movimiento los obliga a desarrollar flexibilidad en la programación de su jornada laboral. También puede ser la mejor manera de animarlos a hacer descansos para aumentar sus niveles de energía.

Además, añade equipos de entrenamiento como bicicletas estáticas, que transforman la incapacidad de la persona para salir de la rutina en algo positivo para su salud física.

Necesidad constante de validación y confirmación

Probablemente hayas escuchado: "Puedes atrapar más moscas con miel que con vinagre". Del mismo modo, puedes obtener mejores resultados de una persona que sufre de TOC utilizando un refuerzo positivo en vez de una reprimenda y comentarios negativos.

La forma de fomentar la validación o la confirmación depende de tu organización. Incentivar o recompensar un servicio encomiable puede ser un excelente punto de partida. Por ejemplo, tener una placa de empleado del mes funciona para algunas empresas. Este tipo de premio público crea espacio para que otros también participen en el reconocimiento.

Siéntete libre de adoptar cualquier sistema de recompensas que funcione para tu empresa. Y para evitar mostrar un favor especial a las personas con TOC, asegúrate de que los niveles de premios estén diversificados para incluir diferentes niveles de logro. Por ejemplo, reconocimiento por superación personal, asumir nuevas tareas, etc.

Ansiedad paralizante cuando las cosas no son simétricas y ordenadas

El caos, incluso la falta de simetría, es el peor enemigo de quien sufre de TOC: puede tener un efecto paralizante. Para una persona con la compulsión de tener las cosas de cierta manera, el caos puede causar un estrés y una ansiedad inimaginables.

Una forma de evitar esto es conseguir sillas de oficina y otros muebles de un distribuidor de confianza. Este movimiento te permite equipar una oficina completa con muebles y suministros de oficina idénticos.

Por tanto, se trata simplemente de crear un lugar de trabajo uniforme y simétrico. Puedes convertirlo en una experiencia divertida consultando a alguien que sufre de TOC durante la fase de diseño. Con ese nivel de consideración, la falta de simetría se convierte en una cosa menos de la que preocuparse.

Evitar las cosas que desencadenan pensamientos obsesivos

Las personas con TOC a menudo hacen frente a su condición evitando situaciones que desencadenan pensamientos obsesivos. Esto incluye cosas que quedaron sin resolver o problemas que tienen una lista interminable de soluciones. Cuantifica las cosas para asegurarte de que haya una especie de pausa o botón de parada para la persona. Por ejemplo, pedirle a una persona con TOC que piense en un par de lugares para celebrar la fiesta de fin de año es una tarea infernal.

¿Por qué? Porque la ciudad probablemente tiene decenas de miles de buenos lugares. No pueden quedarse solo con uno o solo cinco sin pensar en las nueve mil posibilidades que quedan fuera y si encajan mejor. En cambio, las instrucciones deben ser detalladas y precisas, por ejemplo, "Busca10 lugares potenciales, dentro de un rango de presupuesto de 500€, con capacidad para 50 personas como máximo, abiertos después de la medianoche, deben servir mariscos y dentro de un rango de 30 km".

Tareas tan precisas reducen el número de posibilidades, reduciendo así los posibles desencadenantes del pensamiento obsesivo.

Miedo a tocar objetos compartidos o dar la mano

Algunos tipos de personalidad TOC tienen una gran aversión a los gérmenes. Por lo tanto, dar la mano, estar cerca de los demás, tocar o ser tocado por otros es una situación a evitar. Incluso escuchamos casos en los que estas personas caminan con guantes o desinfectante para manos para después de estrechar la mano (bajo coacción, por supuesto). Es muy poco lo que se puede hacer para animar a los tipos de personalidad TOC a permitir que las personas "invadan" su espacio personal. Solo tienes que esperar a que esas personas salgan de sus caparazones.

El mayor problema es que a menudo se comparten elementos como grapadoras, fotocopiadoras, etc. dentro de una oficina. Compartir tales cosas solo puede controlarse proporcionando a cada empleado su propia papelería y accesorios, una tarea costosa. Puede permitir una política BYOD (trae tu propio material) si no tienes los recursos suficientes para satisfacer todas sus necesidades.

Organizar talleres de concienciación sobre la salud mental en toda la oficina

El TOC es uno de los trastornos mentales menos entendidos, lo que lo hace difícil de gestionar. Por lo tanto, uno de los pasos más críticos para abordarlo es educar al personal en todos los niveles. Tal movimiento puede ayudar a otros a comprender las peculiaridades de la personalidad y otras manifestaciones de las personas que presentan el problema.

Esto ayuda a desestigmatizar la afección y proporciona a los pacientes con TOC el apoyo que necesitan para superar los ajetreados días de trabajo. Por ejemplo, si las personas entienden la necesidad de validación y confirmación constantes, pueden ayudar a esa persona a superar esos pensamientos compulsivos.

En su mayor parte, se trata de desafiar la mentalidad de blanco y negro que el TOC evoca en las personas. Pero vale la pena señalar que no será tan sencillo. Entonces, solo tienes que crear los sistemas de apoyo y los espacios seguros; el resto caerá en su lugar a su debido tiempo.

¿Qué debo evitar hacer al tratar de ayudar a las personas con TOC?

Hasta ahora, hemos establecido las cosas a hacer para ayudar a las personas con TOC en la oficina. Seguir estos consejos puede ayudar a los compañeros de trabajo a tener una experiencia más cómoda en la oficina. Sin embargo, hay algunas cosas que pueden hacer que los pacientes con TOC retrocedan incluso después de lograr un progreso significativo.

Estos son algunas cosas a evitar al tratar con el TOC:

No presentar cosas inseguras con certeza

Hacer preguntas repetidamente y preocuparse por las cosas pequeñas es una de las compulsiones más frecuentes del TOC. Por ejemplo, un trabajador que sufre de TOC puede preocuparse por una tarea y si un supervisor o un compañero del equipo pregunta si se cumplirá el plazo, tu instinto primario puede ser decir: “¡Sí! ¡Seguro!"

Si tu respuesta es sí, asegúrate de que la situación sea un éxito. De lo contrario, es posible que te veas obligado a lidiar con resultados extremos, como agresión hacia tu persona y dudas excesivas si la tarea no cumple con la fecha límite.

Evitar identificarse con sus luchas

Todos tenemos la necesidad de conectar y entendernos. Después de todo, los humanos somos seres sociales, y nuestra capacidad de cooperar es la razón por la que estamos en la cima de la cadena alimenticia. Pero, si tu compañero de trabajo se sincera sobre sus pesadas obsesiones, no ayuda decir algo como: "Yo también tengo bastante TOC, el marco de mi foto nunca es lo suficientemente recto".

Un montón de compulsiones del TOC son vergonzosas, estresantes e incluso tabú para algunos. Intentar equipararlos a estereotipos superficiales hace mucho daño. Incluso puede parecer que estás menospreciando el dolor y la agonía interminables que sienten.

Conclusión

Vivimos en un clima social que defiende la inclusión en todos los vectores de la vida. La inclusión racial, la religión, el género y la orientación sexual han recibido titulares masivos en los medios de comunicación en los últimos tiempos. Sin embargo, es más difícil concentrarse en un problema de salud mental específico, ya que son muchos. Por lo tanto, depende de los jefes y las personas con tales capacidades de liderazgo tomar medidas proactivas el que sus lugares de trabajo sean inclusivos. Esperamos que estos consejos y estrategias muestren lo fácil que es hacer la transición de tu espacio de trabajo a un espacio compatible con el TOC. El mundo es diverso y, como tal, debemos estar activamente dispuestos a acomodar a todos.