Tu hogar más sostenible

Agosto 02, 2022

En el artículo de hoy, nos queremos centrar en las cosas que podemos hacer para que nuestro hogar sea más sostenible. Conviene señalar, no obstante, que al referirnos a  “hogares sostenibles”, estamos hablando de aquellos en los que se intenta que su impacto (el de las actividades que se realizan dentro a diario) sea lo menos negativo posible. Sería maravilloso poder desarrollar nuestra vida sin que esto afectara de ninguna forma a nuestro entorno, ¿no te parece? De todos modos, y siendo realistas, tenemos que admitir que esto no es posible la mayor parte de veces. Así que, en estos momentos, lo más sostenible es lo que impacta en positivo a nuestro entorno o lo que le impacta de la manera menos negativa posible.

Hechas las aclaraciones pertinentes, a continuación, te vamos a dar algunos consejos para que tu hogar vaya en camino hacia la sostenibilidad. Empecemos.

Primero, asegúrate de entender qué se puede y qué no se puede reciclar en tu localidad. No en todos los pueblos y ciudades se realiza el proceso de reciclaje de la misma manera, ni en todos se puede reciclar lo mismo. Piensa que si en una misma bolsa de cosas que sí se pueden reciclar, introduces algo que no se puede reciclar... ¡Es posible que se descarte todo el contenido de la misma y se clasifique como no reciclable! Eso sí que es un trabajo que habrás hecho para nada.

¿No te has terminado todo el plato que has cocinado? ¿Algún vegetal que compraste se está poniendo pocho? Tienes dos opciones: si se puede salvar, utilízalo para caldo o croquetas; si no se puede salvar, échalo a la compostadora. ¿No tienes compostadora todavía? Puedes hacer la tuya siguiendo unos sencillos pasos, o bien comprarte una diseñada para ser usada en pisos pequeños. Si quieres saber más sobre este tema, encontrarás otros artículos en nuestra web en los que te explicamos todo sobre el compostaje.

Más ideas. Si tu ropa no está híper sucia, no tiene sentido que utilices programas largos y de altas temperaturas en la lavadora, ¿no crees? Con programas cortos y de bajas temperaturas, ahorramos energía, agua y dinero. Además, te garantizamos que puedes obtener excelentes resultados con programas que no duren más de 20 minutos y que usen temperaturas de entre 20 y 30 grados. Otro punto positivo: tu ropa mantendrá sus colores y calidad durante más tiempo.

¿Vives solo o pasas mucho tiempo solo en casa? ¿Por qué calentar toda la casa con la calefacción, entonces? Muchas de las veces te será suficiente con calentar una botella de agua o cerrar las puertas de la habitación en que pasas más tiempo. Por supuesto, puedes contar con la ayuda de tu jersey más calentito o de una buena manta.

Evita el uso de pilas o baterías. Se utilizan muchos recursos para crearlas y su reciclado es difícil. Siempre que te sea posible, utiliza dispositivos que te permitan ser conectados a la corriente para su carga. Por lo general, no tiene que ser un problema encontrar el producto que necesitas en su versión conectable a través de USB o cable.

¿Más consejos? Utiliza materiales orgánicos y naturales en tu hogar siempre que te puedas hacerlo. El algodón y el lino orgánicos son una magnífica opción para sábanas, almohadas y toallas. Evita productos sintéticos hechos a partir de materiales como el plástico, tu salud te lo agradecerá.

Reutiliza cosas como cajas de envíos que has recibido o papeles de algún regalo que te hayan hecho. Muchas veces, les puedes dar una doble vida y te pueden servir, por ejemplo, para almacenar y organizar utensilios en tu estudio o tu cocina. Es algo, sencillamente, de lógica.

No compres purificadores eléctricos de aire, ni ambientadores industriales. Una mucho mejor opción son las flores y las plantas. Las plantas ayudan en la purificación  del aire, pero encontrarás algunas determinadas que cumplirán mejor la función, solo tienes que googlear para obtener información y decidir cuál es la adecuada para ti. Y, bueno, si con unas plantas no es suficiente... ¿Has probado de mantener las ventanas de casa abiertas durante más tiempo? Si vives en un pueblo, esta es la mejor opción para respirar aire fresco.

¿Las plantas y las flores no perfuman tu casa lo suficiente? Anímate con los aceites esenciales. Su aroma es mucho más agradable que el que encontrarás en los ambientadores de supermercado que vienen en botes de aluminio o de plástico tan poco recomendables ambientalmente. Encontrarás los aceites esenciales en su formato de botella pequeña de cristal. Sí, los frasquitos son pequeños, pero son de larga duración. Además, los aceites esenciales no son tóxicos para nosotros, como sí lo son muchos de los ambientadores que se comercializan hoy en día.

Estos han sido nuestros consejos sostenible y saludables de hoy, esperamos que te hayan inspirado y que te encuentres en camino de crear un hogar más sostenible. Sigue leyendo nuestro blog, te seguimos trayendo más información.