8 consejos para aumentar la vida útil de tu PC

Abril 18, 2022

Los ordenadores ya no son tan caros como antes. Sin embargo, eso no significa que deban reemplazarse con regularidad, especialmente porque la tecnología de chips hace tiempo que alcanzó un nivel "suficientemente bueno" para muchos usuarios. Además, los programas más recientes pueden funcionar perfectamente en PC de tres a seis años, ¡o tal vez más! Y la transición a Internet hace que las PC obsoletas no sean un obstáculo para el rendimiento.

Aumentar la RAM o expandir la capacidad del disco duro son buenos métodos para aumentar la velocidad de inmediato, pero existen muchas otras formas más sencillas de ayudar a aumentar la vida útil de un PC. Por ejemplo, mantener el sistema físicamente higiénico, tomar algunas medidas preventivas básicas y usar el buen juicio en el uso diario puede prolongar la vida útil de un ordenador por años. Además, asegúrate de conocer los dispositivos que necesita cada trabajador para ser más productivo con el trabajo.

Mantenlo reluciente

Con el tiempo suficiente, prácticamente todos los PC se ensucian con polvo, suciedad, pelusas y otras sustancias pegajosas hostiles, suponiendo que trabajes en un entorno estéril. Si se permite que la suciedad persista el tiempo suficiente, puede sofocar los circuitos dentro del ordenador, causando calor adicional y dañando los componentes. Esto puede degradar la eficiencia y posiblemente provocar una muerte prematura.

Invierte en un escritorio para ordenador para mantener tu PC seguro. Para esto, puede optar por el escritorio para ordenador de alta calidad de Flexispot que ha demostrado ser asequible y duradero durante años. Debes limpiar el escritorio de tu ordenador adecuadamente cada cuatro a seis meses, dependiendo del clima. ¿No es posible que ahora sea el momento adecuado? ¡Hazlo parte de la limpieza de tu casa!

Deja que tu ordenador respire 

Cuando se trata de calor, el flujo de aire también es fundamental. Los disipadores de calor y los ventiladores de tu escritorio pueden ayudar, pero tendrán dificultades para mantener el PC fresco si el ambiente es sofocante. Por lo tanto, asegúrate de que tu ordenador tenga suficiente ventilación. Por ejemplo, no instales las torres dentro de tu escritorio para ordenador. Además, mantén el PC alejado de conductos de calefacción o calefactores.

Detén los problemas del disco duro antes de que se conviertan en un desastre

Debido a apagados inadecuados, fallas y otros problemas, los discos duros pueden corromperse con errores en el sistema de archivos y regiones defectuosas. Si las cosas se vuelven muy graves, este daño puede dañar los archivos, crear una degradación del rendimiento y pantallas rojas, e incluso prohibir el uso de Microsoft. Sin embargo, el daño generalmente se diagnostica y se repara de inmediato mediante el programa Check Disk que viene con Windows.

Si estás usando el sistema operativo Windows o anterior, estos son mucho más problemáticos. Sin embargo, las mejoras en la gestión de errores con Windows 8 pueden reparar automáticamente muchos archivos y problemas de disco.

Mantén un disco duro desfragmentado

Los datos de los discos duros estándar pueden fracturarse o dispersarse por el disco en diferentes lugares. Fragmentar no solo ralentiza el disco porque necesita saltar para llegar a la información remota, sino que también hace que trabaje más. Volver a formatear la unidad de forma regular puede ayudar a eliminar este trabajo innecesario, lo que resulta en menos desgaste y tensión en la unidad.

También hay buenas noticias: las copias modernas de Windows ahora desfragmentan dinámicamente el disco duro, por lo que solo tienes que preocuparte por ejecutar físicamente el software de desfragmentación en Windows XP y versiones anteriores, que de todos modos no deberías usar.

Protégete de los picos de energía

Los ordenadores se componen de muchos circuitos y equipos delicados, por lo que cualquier frecuencia de conmutación puede causar muchos problemas. Los picos o sobretensiones de casi cualquier tamaño pueden poner tu sistema bajo tensión y destruir la fuente de alimentación y otros equipos en el peor de los casos. ¿No es cierto que conectar el ordenador portátil a cualquier supresor de sobretensiones ordinario resolverá el problema? Desafortunadamente, no es tan simple.

Los reguladores de voltaje pueden perder su característica de seguridad solo con un aumento o pico de energía, pero aún pueden cargar los dispositivos, proporcionándote una falsa sensación de confianza. Verifica el estado de tu protector contra sobretensiones: la vida útil de tu PC puede depender de ello. (Nota: algunos modelos tienen una luz de estado, aunque podría significar que está recibiendo electricidad).

Protégete contra cortes de energía

Una falla repentina de energía también puede causar complicaciones con el ordenador, como la pérdida de archivos almacenados o la destrucción del disco duro o archivos. Necesitarás una fuente de alimentación ininterrumpida (UPS) para defenderte de esto. Es esencialmente un protector contra sobretensiones con baterías construidas que se activará de inmediato si tu casa o lugar de trabajo pierde energía, ya sea solo un parpadeo o un apagón completo. Pero, por supuesto, debido a que los ordenadores y los dispositivos móviles ya tienen carga, eso no es un problema.

La cantidad de horas que un UPS puede mantener el rendimiento de tu ordenador está determinada por la capacidad de almacenamiento del UPS y el voltaje necesario para impulsar el equipo en cuestión. Incluso la capacidad más pequeña debería proporcionar suficiente energía para guardar archivos y apagar correctamente el PC durante al menos unos segundos. Muchos incluyen software que puedes descargar para controlar el UPS y cerrarlo inmediatamente si no responde.

Defiéndete contra el malware

Se debe considerar la mitigación basada en software. Aunque el software malicioso rara vez causa daño físico, el gasto de mitigar el desorden que causa a tus archivos privados o informáticos puede ser considerable. Algunos incluso ocultan su estructura general y no se publicarán a menos que pagues un gran rescate, o limpies tu unidad de disco y comiences de nuevo.

No trates tu ordenador como si fuera un interruptor de luz

Si no necesitas que tu escritorio esté encendido todo el tiempo, debes apagarlo cuando no esté en uso, lo que ahorraría dinero en electricidad. Está bien apagarlo una vez al día (por ejemplo, por la noche). Sin embargo, encenderlo y apagarlo varias veces al día daña los elementos al hacer que el equipo se encoja y se expanda a medida que cambia la temperatura dentro del sistema. Visita Flexispot para pedir tu escritorio para PC con estanterías y mejorar la vida de tu ordenador o portátil.