5 consejos para teletrabajar siendo padre o madre

Mayo 19, 2022

Si eres teletrabajador y padre, te mostramos algunos consejos clave

El trabajo en remoto o teletrabajo es una de las modalidades de trabajo más extendidas actualmente. Son muchas las personas que, promovidas por la pandemia provocada por la COVID19, se han quedado trabajando desde su hogar y esto, aunque al principio, pareciera que iba a tener ventajas, sí es cierto  que supuso todo un reto para muchos, sobre todo para aquellos que tenían que trabajar desde casa con niños.

 

Encontrar el equilibrio entre la vida familiar y laboral puede ser algo difícil de conseguir siendo padres. Pero, no te preocupes porque, a continuación, vamos a ofrecerte algunos consejos clave para lograrlo con éxito.

 

Preparación mental y emocional de todos los miembros de la familia

 

Aunque muchos crean lo contrario, trasladarse a trabajar a casa es una experiencia totalmente emocional, ya que se puede genera una mezcla de emociones que podrían explotar en cualquier momento si no se tiene cuidado.

 

Muchos padres que empiezan a teletrabajar ven que las fronteras entre hogar y trabajo se empiezan a difuminarse. Los niños están acostumbrados a que el tiempo que sus padres están en la casa es para estar en familia y es por eso por lo que no entienden por qué sus padres que teletrabajan no pueden jugar con ellos.

 

Para poder manejar esta situación, se pueden establecer espacios y horarios para tus hijos. Incluso una manera de involucrarles es permitiendo que te ayuden en el trabajo.

 

Establecer una rutina matutina

 

Cuando se piensa en teletrabajo, se hace intuyendo que se trabajará en pijama y sin tener que sentarte en una mesa elevable o escritorio y sin usar ningún mueble de oficina pero este es un falso mito. Si haces esto, quizá acabes saturado antes de tiempo.

 

Por eso, lo ideal e que establezcas una rutina matutina. Es decir, debes levantarte todos los días a la misma hora, vestirte para el día e incluso perfumarte y siempre debes tener escrita tu rutina, para así cumplirla a la perfección.

 

Flujo de trabajo

 

Lo primero es que debes tener un espacio exclusivo en tu hogar para teletrabajar. Solo debes tener acceso a él tú. Lo ideal es que este sea un espacio cerrado, sobre todo pensando en las videollamadas de trabajo que tengas que realizar.

 

Además, debe quedar muy claro, para todas las personas de la casa cómo se deben comunicar contigo cuando estés en horario laboral. Por ejemplo, pide que te envíen un mensaje de WhatsApp antes de irrumpir en tu oficina en casa por si estás en una videollamada o llamada de trabajo.

 

Ten claro que podrás necesitar un poco de ayuda

 

Algunos padres tienen hijos que ya van a a la escuela o que no necesitan una atención constante como un bebé. Si es tu caso, tienes suerte puesto que no tendrás que invertir dinero en guardería. Aunque si tus hijos son más pequeños y requieren de tu atención, seguro que necesitarás ayuda. Ten claro que organizar la casa, el trabajo y los niños es algo muy complicado.

 

Si estás planeando hacer trabajo remoto a tiempo completo o largo plazo, ten claro que necesitarás ayuda. Lo mejor es hacer cuentas y considerar las diferentes opciones. Es importante que sepas si intentas enfocarte al 100% en el trabajo y al 100% en los niños al mismo tiempo, te vas a agotar muy rápido.

 

Comunícate con tu equipo

 

Siempre que tengas una duda, comunícate, comunícate y vuelve a comunicarte. Si quieres ser productivo trabajando desde casa, tienes que comunicar absolutamente todo, aunque parezca excesivo.

 

La clave está en notificar a tus compañeros y jefes que estás experimentando algunos distractores en casa, así podrán volver a priorizar el trabajo en caso de ser necesario. Ellos sabrán que estás ocupado pero también sabrán cuándo estás haciendo deep work cuando estás disponible para las reuniones y entenderán que todo este tiempo efectivo se va sumando a tu productividad, igual que con todo el personal.

 

Si tu jefe no está tan de acuerdo con tu situación como a ti te gustaría, intenta comunicarte con él, darle el contexto y las pruebas de que has trabajado bien. Esta es la evidencia que necesitas para llevar tu caso a Recursos Humanos a un nivel más alto, en caso que sea necesario.

 

Como ves, ser padre y teletrabajar puede ser una ardua tarea y para la que muchos no están preparados. Pero si tienes en cuenta estos consejos clave, seguro que puedes sobrellevar mejor la situación y al final llegar a ser productivo totalmente en tu trabajo. Seguro que con el tiempo podrás llegar a conciliar tu vida laboral y familiar a la perfección y notarás los beneficios que tiene esta modalidad de trabajo, ya no solo para ti como trabajador sino también para tus hijos, que verán en el teletrabajo una forma perfecta de estar más tiempo con sus padres.