¿Cómo aumentar tu concentración mientras teletrabajas? Algunos consejos clave

Abril 06, 2022

Tras la pandemia provocada por la COVID-19, el teletrabajo se ha implementado como una forma de trabajo más. Durante el confinamiento, más de 3 millones de personas practicaron esta modalidad de trabajo. Si bien es cierto que no todo el mundo está preparado para practicar el "home office" y es que las distracciones son muchas cuando trabajas desde casa.

Si, en estos momentos, estás trabajando desde tu propio hogar, seguro que habrás visto que la concentración, en ciertos momentos, se puede ver totalmente disminuida. Si quieres que esto no te ocurra, no te preocupes porque a continuación te vamos a ofrecer algunos consejos clave a tener en cuenta para que tu concentración no se vea reducida mientras practicas el "home office".

Ten un espacio libre de distracciones

¿Quieres conseguir una productividad alta en tu trabajo desde casa? Entonces, una de las principales cosas que deberías hacer sería quitar las distracciones de tu espacio de trabajo. Una de las cosas más difíciles puede ser encontrar un espacio de la casa en el que trabajar.

Una vez hayas establecido cuál es la estancia de tu hogar en el que vas a trabajar, tienes que tener en cuenta algunas consideraciones para que esté se encuentre libre de distracciones. Para ello, puedes poner en práctica algunas de estas cosas:

  • Debe ser un espacio de trabajo cómodo, con escritorio y sillas propios.
  • Silenciar las notificaciones de tu teléfono móvil.
  • Debería ser un espacio separado de los espacios comunes.
  • Planea tus descansos lejos de tu ordenador.
  • Apaga siempre la televisión.
  • Ordenar el cuarto y escritorio en el que estés trabajando.
  • Pon plantas que den buen olor y refresquen tu espacio laboral en casa.
  • Ponte música que te permita concentrarte.

Establécete una rutina matutina

Por la mañana, establecerte una rutina puede ayudarte a construirte hábitos, reconfigurar tu cerebro y darle ritmo a tu flujo de trabajo. Para ello, deberas entender cómo funciona tu cerebro y tu cuerpo en las primeras horas del día. Con tu rutina matutina, deberás lograr que tu mente se enfoque en una lista de tareas pendientes para el día. Si quieres, algunas de las estrategias que podrías llevar a cabo son las siguientes:

  • Leer afirmaciones positivas diarias.
  • Bañarte y vestirte, es decir, no trabajar en pijama.
  • Tomarte un café y hacer algún pasatiempo.
  • Repaso de tus metas a largo plazo.
  • Hacer algo de ejercicio.

Establecer metas diarias, semanales y mensuales

Piensa en la última vez que te planteaste una meta específica, de las que son identificables y cuantificables. Está claro que la mayoría de las personas no tienen metas concretas y las que las tienen, no las escriben. Un estudio realizado por Harvard Business ha determinado que las personas que escriben sus metas tienen 10 veces más éxito que las que no llevan a cabo un registro.

Si quieres que tu concentración y productividad no se vean disminuidas, puedes escribir tus metas, algo que te permitirá tener éxito en el trabajo y tener la satisfacción de ir eliminando tareas de tu lista. Una buena forma para ir dando forma a tu lista de deseos es escribir tres cosas que te gustaría hacer el día siguiente. Esta será una buena forma de dar fin a tu jornada de trabajo y enfatizar las prioridades para el día siguiente.

Establece un tiempo para las tareas más importantes

Seguro que en tu trabajo hay alguna tarea que se te atraganta y que, por mucho que lo intentes, no logras acabarla porque la acabas postergando. Esto es algo que no puede ocurrir y una técnica que puedes llevar a cabo es la del "Timebox" (caja del tiempo) y sumergirte por completo en tu trabajo.

También existe la ley del Parkinson. Pero, ¿en qué consiste? Esta técnica explica que las tareas se alargan según el tiempo asignado para terminarla. Es decir, si conoces que una tarea que tienes que hacer es importante (aunque no urgente), lo más seguro es que la acabes posponiendo. Esto ocurre, por ejemplo, con los trabajos que son para finales de mes, que pensarás que tienes todo el mes para hacerlos, pero el final de mes llega más pronto de lo que crees. Así que si no quieres que "te pille el toro", lo mejor es que apartes un tiempo diario con anticipación suficiente para terminar esta tarea importante a tiempo.

Como ves, trabajar desde casa puede ser algo difícil, sobre todo al principio. Pero no te preocupes, porque tu concentración puede verse aumentada considerablemente si pones en práctica algunos de estos consejos clave que te hemos ofrecido. Y tú, ¿has tenido algún tipo de problema para concentrarte al trabajar desde casa? ¿Qué trucos has puesto en práctica para no perder la concentración mientras practicabas “home office” y te han dado beneficios, en cuanto a productividad se refiere?